Colabora con el blog enviando noticias de interés relacionadas con los temas que aquí se tratan. Solo haz clic en la pestaña Colabora-Contacto y envía el enlace de la noticia acompañado de tu nombre si quieres ser mencionado. Muchas gracias.

El Pentágono advierte que Irán está acumulando fuerzas en el Estrecho de Ormuz

por Gabriel Lopez

La creciente capacidad militar que está adquiriendo el régimen iraní podría dificultar la ‘esperada’ operación de Israel y EEUU contra las instalaciones nucleares del régimen de los ayatolás

-Las declaraciones de oficiales de EEUU al Washington Post podrían suponer que Obama está planteándose echarse atrás ante Irán.


-Mientras tanto, el candidato republicano a la Presidencia, Mitt Romney, se dirige hacia Israel para mostrar su apoyo al estratégico aliado norteamericano.

Sin duda alguna, van a tener gran relevancia las declaraciones realizadas por algunos oficiales estadounidenses al diario Washington Post. En este sentido, responsables de defensa norteamericanos han asegurado al rotativo de la capital estadounidense que el régimen islámico iraní está fortaleciendo su capacidad militar en el estratégico Estrecho de Ormuz -por donde pasa un notable porcentaje de petróleo a escala mundial-, que en numerosas ocasiones ha amenazado con cerrar el país de los ayatolás.

De acuerdo a los oficiales, el refuerzo iraní se basa en que el país pretende incrementar su capacidad para lanzar misiles en la zona a través de pequeñas patrulleras fuertemente armadas. Los responsables estadounidenses no han ocultado su preocupación por el incesante incremento de la capacidad militar del régimen fundamentalista islámico, y han reconocido que de iniciarse un conflicto, podría provocar un gran daño a los buques militares estadounidenses. A pesar de todo, los portavoces de defensa consideran que si bien Irán podría infringir un notable daño al arsenal de la primera potencia mundial, en todo caso, la superioridad militar del Ejército estadounidense sería suficiente para neutralizar los ataques de la marina iraní.
Sin duda alguna, estas declaraciones pretenden advertir de la dificultad que tendría un ataque destinado a destruir las instalaciones nucleares iraníes -la joya del temido programa nuclear de la dictadura islámica-, lo que podría dificultar la puesta en práctica de la posible operación militar conjunta de Estados Unidos e Israel contra las instalaciones iraníes.

No obstante, estas declaraciones llegan en un momento de especial tensión de la comunidad internacional con Irán, lo que podría significar que el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, se está echando atrás a la hora de optar por la opción militar contra Irán. Es posible que el actual presidente estadounidense esté valorando qué impacto tendría un posible ataque de su país -junto a Israel- contra territorio iraní en sus posibilidades de ser reelegido en las elecciones presidenciales de noviembre. 

Por un lado, podría tener efectos beneficiosos ya que, de ser favorable el conflicto para su país, el líder afroamericano lograría la consecución de una imagen de líder heroico que, sin duda alguna, le catapultaría hacia su ansiada relección y, además, lograría reafirmar el apoyo del electorado judío a su campaña -que en la actualidad, aun siendo un electorado tradicionalmente demócrata, se muestra escéptico ante el actual presidente-. No obstante, un ataque contra Irán podría suponerle la animadversión de los sectores más progresistas de su partido, que jamás tolerarían que se iniciase un conflicto armado en Oriente Medio, lo que podría hacerle perder el voto de este electorado, que resulta indispensable para que un candidato demócrata pueda alcanzar la Casa Blanca.

Mientras se acentúan todos estos dilemas para el actual inquilino de la Casa Blanca, el candidato republicano a la Presidencia de Estados Unidos, Mitt Romney se dispone a viajar en los próximos días -en el seno de su viaje por Europa y Oriente Medio- a Israel, donde tiene previsto reunirse con el primer ministro judío, Benjamin Netanyahu -quien es considerado como un amigo personal de Romney-, con el presidente israelí, Simon Peres, así como con el primer ministro palestino. En dicho viaje está previsto que Romney pronuncie un discurso destinado a fortalecer la alianza entre EEUU e Israel -cabe recordar que Romney prometió que, en caso de ser elegido presidente, su primer viaje al exterior sería a Jerusalén-, con el objetivo de buscar un mayor acercamiento del electorado judío al Partido Republicano, aprovechando la falta de confianza de los votantes judíos en que la Administración Obama apoye de manera incondicional a su país.

Sin duda alguna es previsible que durante este verano, la Administración demócrata empiece a adoptar una posición más firme con respecto a la cuestión iraní, no obstante, la pregunta sigue siendo la misma: ¿dará el paso definitivo el presidente de Estados Unidos? El tiempo dirá…

Cada click en estos botones, es una motivación para seguir informado.

Menea este post en Meneame.net votar

No hay comentarios:

Debes saber que este blog está a favor de la libertad de expresión, por lo tanto nada de lo que quieras decir será censurado. Siempre y cuando tus palabras no sean utilizadas para insultar a otros lectores.

Facebook Twitter Favorites Delicious More

VÍDEOS

VISITAS

CHAT



 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Dcreators